Categories
Uncategorized

Multiversos e hiperrealidades: Análisis heteronormativo de Superman

Por: Yiselly M. Vázquez Guzmán


La cultura multiversal

La cultura es un “conjunto de modos de vida y costumbres, conocimientos y grado de desarrollo artístico, científico e industrial en una época o grupo social” (Real Academia de la Lengua Española, 2020). Dentro de las manifestaciones culturales se encuentran los elementos visuales que responden a los intereses, experiencias y realidades sociopolíticas de un contexto o grupo en particular. A través de la historia, los elementos visuales han servido para que las personas construyan su realidad, “por centrarse en lo visual como un lugar en el que se crean y discuten los significados” (Mirzoeff, 2002, p. 24). Las historias gráficas o cómics son parte de la cultura visual que se ha utilizado por años para explicar fenómenos o dar vida a seres superiores que en muchas ocasiones sirven como marco de referencia social. “Los superhéroes encarnan todo lo que la gente desearía ser: una fantasía de la persona perfecta que salva el día, es infalible, atrapa a la mujer (o al hombre) y es amada por el comunidad en la que vive” (Hosterman, 2013, p.102).

Los cómics sirven como una expresión de la cultura popular para la construcción de múltiples realidades, o multiversos, a través de lo visual. “La cultura visual no depende de las imágenes en sí mismas, sino de la tendencia moderna a plasmar en imágenes o visualizar la existencia” (Mirzoeff, 2002, p.23) o incluso dar vida a otras realidades. Los elementos visuales permiten que se transmitan mensajes a través de los cuales se construye la cotidianidad y se establecen normas sociales para justificar la existencia. A pesar de que existen parámetros particulares de conducta en sociedad, los análisis e interpretaciones son tan variados como las personas y en esto los multiversos se convierten en una válvula de escape para vivir otras realidades mejores (o peores) que la nuestra.

Cada individuo construye su realidad a base de sus experiencias y percepciones, lo que según Baudrillard se convierten en la hiperrealidad, generada a base de simulacros o representaciones de elementos cotidianos y comunes. “Mientras que la representación intenta absorber la simulación interpretándola como una representación falsa, la simulación envuelve todo el edificio de la representación como un simulacro en sí mismo” (Baudrillard, 1988, p. 4). Los cómics, particularmente los de superhéroes, resultan una expresión de la cultura popular que se manifiesta a través de lo visual para construir y generar hiperrealidades dentro de sus propios multiversos.

La historia de los cómics se remonta a la década de los años ‘30.

“La llamada Era Dorada comienza en 1938, con la publicación de Action Comics #1, que presentaba a un personaje con características que rompían con todo lo presentado anteriormente y que forjaría el molde para los futuros superhéroes, Superman; capaz de proezas más allá de lo increíble, poseedor de una fuerza descomunal, la capacidad de volar en conjunto con visión y oído superhumano; pero al mismo tiempo, con una identidad oculta que representaba al hombre promedio” (García Soriano, 2019, p. 81).

“Las narrativas gráficas son textos visuales que se hicieron mucho más populares en la década de 1980 con cuentos de ficción de superhéroes tradicionales como Batman y Superman que luchan contra villanos como el Joker o Bizarro” (Hosterman, 2013, p.207). Desde una mirada reflexiva, resultan una herramienta útil para referenciar los contextos, (re)construir los sucesos y reinterpretar la imagen del hombre ideal, desde la mirada de los superhéroes y los villanos. Como parte de su investigación, Hosterman  (2013) realizó un análisis de discurso a la obra de Baudrillard para desarrollar enunciados en torno a la aplicación de la hiperrealidad y los cómics. Recopiló datos a través de una encuesta a consumidores y productores de cómics. Una de sus conclusiones establece que:

 “el cómic no es la única forma de experimentar algo de manera hiperrealista, pero es un punto de acceso visual importante y altamente accesible que permite a los consumidores construir parte de la narrativa hiperreal, más que otros medios como películas, prosa o televisión” (p. 216).  

El cómic permite que, a través de los gráficos y textos, el lector la entienda desde su propia realidad y en cierta medida se haga parte de ella o la haga parte de su cotidianidad. “Los cómics son una forma rica y única de expresión simbólica, son un discurso mediado con el potencial de moldear y enmarcar el punto de vista del lector sobre temas que van desde lo fantástico hasta lo real (Hosterman, 2013, p. viii). Compañías como DC y Marvel han construido sus historias desde múltiples contextos en un multiverso que conecta a sus héroes y villanos en diversas realidades. “Los cómics reflejan historias de diferentes mundos; ese mundo diferente es, por supuesto, la realidad de alguien” (Abad-Santos, 2014 ).

Según Marvel Fandom , “el multiverso es la colección de universos alternos que comparten una jerarquía universal, es la colección de todos los universos alternos”.  Navegar estos universos puede resultar complicado para quienes no son fans de las historias. Sin embargo, hay quienes tienen un manejo extraordinario de este entramado de relaciones y realidades que constituyen lo real para DC o Marvel. “El Multiverso es esencialmente un dispositivo de narración que une muchos de los cómics publicados durante los últimos 80 años” (Beedle, 2021).  En el caso de DC, quienes dan vida a Superman:

Mapa del Multiverso DC, 2020

 “existen 52 planetas Tierra diferentes que ocupan el mismo espacio, pero vibran a frecuencias distintas. Cada Tierra comparte algunas similitudes, por ejemplo, todas contienen vida inteligente, la mayoría de las veces humana, pero aparte de eso, pueden ser muy diferentes entre sí” (Beedle, 2021).

Este multiverso y sus realidades ha dado paso a la construcción de una (sub)cultura que responde a los intereses de una audiencia que comprende y vive de cerca las historias de superhéroes. “Cuando miras un cómic, no estás viendo ni el mundo ni una representación directa del mundo; lo que estás viendo es una interpretación o transformación del mundo, con aspectos exagerados, adaptados o inventados” (Hosterman, 2013, p. 25), pero que generan expectativas sociales tan o más marcadas que la “realidad real”.


La hiperrealidad del HOMBRE de acero

Los superhéroes cargan la responsabilidad de salvar al mundo, ser entes de bien y justicia. Sus superpoderes o habilidades les posicionan SOBRE la humanidad. Sin embargo, presentan vulnerabilidades que en muchos casos están vinculadas con experiencias de trauma en su vida. De igual manera, responden a roles establecidos por la sociedad que los construye como medio de expresión cultural para promover valores y supremacía. Los superhéroes “representan la construcción de un tipo ideal de hombre que puede tomar muchas formas” (García Soriano , 2019, p. 19). “Superman, por ejemplo, es un héroe icónico que representa las necesidades, deseos y altos estándares éticos de los lectores” (Hosterman, 2013, p. 216). Sus cualidades, acciones e incluso su nombre son la definición de lo que debe ser un hombre.  “Las historias que nos contamos desde niños nos han llevado a construir y vivir una realidad donde pareciese que sólo hay una forma de ser hombres” (Nogués , 2019) y Superman es el modelo a seguir.

Primera aparición de Superman, 1938

El primer cómic de Superman se publicó en 1938. Desde ese momento el personaje se ha transformado para responder al momento histórico en el que se presenta. En el 2016, el hijo de Superman, Jon Kent, pasa a ser el protagonista de esta serie. La llegada de Jon es parte de la evolución de Superman en la ciudad Metrópoli, construido en los cómics a través del imaginario visual. La imagen de Clark y Jon se diferencia no solo porque son personas distintas, padre e hijo, sino porque representan el contexto de la realidad en la que fueron construidos. Sin embargo, esta realidad es relativa desde una visión hiperrealista. Cada fanático construye la imagen del personaje a base de su experiencia, generando simulaciones de quien piensa es Superman, el hombre de acero. Es muy probable que la imagen de los fanáticos de Superman como Clark Kent en 1938 sea totalmente distinta a la imagen del Superman en el 2021, que “al igual que su padre antes que él, Jon Kent se ha enamorado de un reportero. Después de entablar una amistad inicial con el reportero Jay Nakamura, él y Jon se vuelven románticos” (DC Comics, 2021), en este caso con una orientación sexual distinta. “Estos superhéroes constituyen en el imaginario colectivo un claro ejemplo de hiperreal, según definido por Baudrillard, en donde lo hiperreal es ficción realizada y los escenarios de congregación cultural son un fundamento de lo real” (Moncayo, 2018).

A pesar de ser una historia visual que no es “real”, lo que ocurre en Metrópoli causa igual, o hasta más, revuelo que lo que ocurre cotidianamente con personajes “reales” en nuestro entorno.  Entender la figura de Superman en los cómics es un medio para identificar elementos históricos que definen la masculinidad de los superhéroes desde una visión heteronormativa construida en un imaginario visual, colectivo e hiperreal. En este caso la figura de Superman podría analizarse desde la construcción social de la masculinidad, lo que permite una compresión del ideario colectivo, mientras que al mismo tiempo ofrece la oportunidad de reconocer cómo los cómics son un elemento esencial para transmitir ideales, mensajes y simbología de la cultura popular, a través de lo visual.


El (re)nacimiento de un súperhéroe

Jon Kent y Jay Nakamura, 2021

El primer cómic de Superman, publicado en 1938 , incluye elementos que definen a este superhéroe desde el marco referencial de la masculinidad. Con el paso del tiempo, esta visión se ha ido transformando hasta el Superman actual, cuya identificación como bisexual rompe con la heteronormatividad tradicional que habían construido los fanáticos en torno a la imagen del hombre de acero. “Entonces podemos apreciar aquí un simulacro de la realidad que está representada por las distintas manifestaciones culturales de los fanáticos de superhéroes” (Moncayo, 2018). Reflexionar en torno a esta representación de la cultura visual como marco de referencia histórica permite reconocer la influencia que tienen los contextos en las hiperrealidades construidas a base de simulacros y simulaciones individuales, que se replican colectivamente. “Ser real para los lectores de cómics tiene un significado completamente diferente, uno que combina la fantasía con la realidad” (Hosterman, 2013, p. 49).

El análisis gráfico de las imágenes de la primera portada de Superman (1938) y la primera portada de Superman “Hijo” (2016) provee información en torno a esta construcción del superhéroe en la cultura popular. En 1938 se muestra la imagen de un carro accidentado y tres hombres asustados. El uso de los colores es clave en esta imagen; se usan el amarillo y el rojo para resaltar el peligro. El modelo de carro, correspondiente a la época, así como la ausencia de figuras femeninas en la imagen da información contextual en torno al momento histórico.  Por otro lado, en el 2016 se muestra la imagen de Superman volando sobre una moderna ciudad. Resaltan los colores de su vestuario, pero no existe ningún otro elemento, es Superman el único protagonista de su historia. En ambas instancias el superhéroe es el centro de atención, sin embargo, sus acciones van en direcciones diferentes; una muestra el poderío sobre los humanos, mientras que en la otra se resalta su imagen en sí mismo, como el Superman del siglo XXI, según nombrado en la portada.

Primera portada de Superman (Jon Kent), 2016

La historia de Superman ha evolucionado desde 1938 hasta el día de hoy. Sus acciones han sido reflejo de la construcción social. Sus aventuras han sido reseñadas no solo en los cómics, sino también en el cine y la televisión. Son múltiples las películas, series, videos y publicaciones relacionadas con las acciones del hombre de acero. Al profundizar en el análisis del origen de Superman, queda evidenciado que en efecto él no salvó a estos tres hombres, sino que los atacó para defender a Louis Lane, su eterno amor, de los comentarios acosadores y sexistas que recibía por parte de ellos. Estas acciones vinculan sentimentalmente a Louise con Superman, pero lo alejan de Clark Kent, la identidad humana del superhéroe. Muchas de las historias a través del tiempo se vinculan con la manipulación mutua entre Superman y Louise para resolver sus conflictos amorosos. En ocasiones la figura del hombre de acero pierde fuerza cuando se muestra afectivo, más humano. “La domesticidad y los superhéroes no pueden existir juntos; es solo cuando Superman no está restringido por mujeres que es realmente súper” (Berlatsky, 2021), lo que hace referencia directa a la construcción social de la masculinidad del hombre en su rol público.

Al comparar la historia del Superman original con su hijo existen puntos de contraste importantes. En primer lugar, a diferencia de su padre, Jon no tiene una doble vida tan marcada entre sus superpoderes y su humanidad. Se presenta tal cual es física y emocionalmente, estableciendo un vínculo romántico con un hombre. Esta nueva construcción de Superman comienza la ruptura de la idea heteronormativa tradicional del hombre de acero; es un cuestionamiento a las estructuras que originalmente le dieron vida, es el renacimiento de los superhéroes y como tal la reconstrucción de las simulaciones heroicas. Retomando las ideas de Baudrillard, estas simulaciones de las que se nutre la hiperrealidad pasan a ser el equivalente a la materia en la ley de conservación, porque “ni se crea, ni se destruye”, sino que se transforma. “Una simulación que puede continuar indefinidamente, ya que, a diferencia de lo verdadero que es, o fue, una estructura, una estrategia, una relación de fuerza, una apuesta, esto no es más que el objeto de una demanda social” (Baudrillard, 1988, p.13).


El fin del súper hombre

Superman, y los cómics en general, son una expresión de la cultura popular que se manifiesta a través de la cultura visual. Las manifestaciones culturales “pueden tomar personajes reconocibles como Superman o Batman y colocarlos en lugares, conceptos, líneas de tiempo o realidades completamente nuevas” (Hosterman, 2013, p. 213).  Esto se manifiesta a través de la creación de multiversos que dan vida a seres superiores que trascienden lo humano, pero que también cargan algunas de sus debilidades. Históricamente los superhéroes han sido hombres masculinos desde la definición heteronormativa de género. Su fortaleza por superpoderes, inteligencia o recursos les convierte en salvadores dentro de sus historias y en modelos fuera de ellas. Responden al contexto histórico y cultural, lo que permite un mayor entendimiento de las aspiraciones de la sociedad del momento, desde la mirada de sus héroes. En muchas ocasiones tienen una doble vida, la humana que es aburrida y la heroica que está llena de aventuras y poder.

Superman, padre e hijo

El superhéroe representa la ideología de la cultura desde donde nace. La construcción de Superman a través del tiempo responde a los contextos culturales de su entorno. De igual manera a su alrededor se construye el ideario de la hombría y las masculinidades asociadas con esta construcción social del macho. La nueva imagen de Superman en el 2021 rompe los patrones históricos de los héroes. Para muchos fanáticos, la orientación sexual de Jon Kent causó tanto revuelo que provocó incluso amenazas a los creadores del cómic. Mientras que para unos genera una sensación de frustración, para otros es una oportunidad de promover la representación a la diversidad en la construcción del superhéroe.

La orientación sexual nunca fue un atributo que generara admiración o cuestionamientos hacia Superman. Por el contrario, su timidez en el romance con Louise le resta masculinidad a su alter ego Clark Kent. Incluso su rol como periodista se presenta distante de su vida de superhéroe, que utiliza la fuerza “bruta” para salvar el mundo. Por su parte, su papel mediático en cierta medida podría ser también un superpoder. “Como agente de los aparatos mediáticos del Estado en la forma de Clark Kent, el personaje monitorea e informa constantemente sobre violencia, explotación, prejuicio, corrupción y negligencia ecológica humana a diario” (Tembo, 2020), p. 129).

Clark Kent

Mientras que en el caso de su hijo abre el espacio para seguir siendo un héroe, pero más humano. “La única y exacta corrupción que puede padecer Superman es que deje de tener superpoderes […] y sus historias reproduzcan una vida lenta e insípida, que es la de los humanos” (Jabois , 2021).

Tom Taylor, en entrevista para The New York Times (octubre, 2021), menciona que:

 “la idea de sustituir a Clark Kent por otro salvador blanco heterosexual parecía una ocasión desperdiciada […] un nuevo Superman debía tener nuevas luchas, problemas del mundo real, a las que pudiera enfrentarse como una de las personas más poderosas”. 

Es esta nueva visión la que trasciende al concepto de la superioridad, dando un enfoque más humano a los héroes. Quizás la imagen moderna de Superman sea el inicio del fin del súper hombre. Buscará apelar más a las cualidades que le hacen una persona de bien, desde un enfoque más “real” y humano, quitando la responsabilidad total de ser un héroe a los poderes y acercándole a la “realidad” de la gente que le lee, sigue, defiende, imita, utiliza de referente para construir sus propias circunstancias a base de sus (hiper)realidades. “Siempre he dicho que todos necesitan héroes y todos merecen verse a sí mismos en sus héroes (Tom Taylor, DC Comics, 2021)”.

Historia de Superman

Referencias

Abad-Santos, A. (2014). A beginner’s guide to DC Comics’s multiverse. Disponible en https://www.vox.com/2014/9/9/6111263/dc-comics-multiverse-multiversity-recap-explained.

Baudrillard, J. (1988). Selected Writings: Simulacra and Simulations. Stanford University Press.

Beedle, T. (2021). Unlocking the history of multiverse. Disponible en https://www.dccomics.com/blog/2021/09/10/unlocking-the-history-of-the-multiverse.

Berlatsky, N. (2021). Superman vs. Sexism and Racism. Disponible en https://www.splicetoday.com/pop-culture/superman-vs-sexism-and-racism

DC Comics. (2021, octubre). Jon Kent Finds His Identity in Superman: Son of Kal-El #5. Disponible en https://www.dccomics.com/blog/2021/10/11/jon-kent-finds-his-identity-in-superman-son-of-kal-el-5.

García Soriano, F. (2019). El hombre escondido en el superhéroe. (Memoria para Título). Universidad de Chile. Disponible en http://repositorio.uchile.cl/bitstream/handle/2250/173974/El%20hombre%20escondido%20en%20el%20super%20h%C3%A9roe.pdf?sequence=1.

Gustines, G. (11 de octubre de 2021). Superman sale del clóset y DC Comics presenta a un nuevo hombre de acero. The New York Times. https://www.nytimes.com/es/2021/10/11/espanol/superman-gay-dc-comics.html.

Hattwig, D. (2021). Images Research Guide: Image Analysis. University of Washington Bothell & Cascadia College. Disponible en https://guides.lib.uw.edu/c.php?g=538535&p=3686197.

Hosterman, A. (2013). Living in the Age of the Unreal: Exploring Baudrillard’s Theory of Hyperreality in the Graphic Narrative. (Disertación doctoral). Texas Tech University. Texas, USA.

Jabois, M. (2021, 12 de octubre). Superman ya era minoría. Disponible en https://elpais.com/opinion/2021-10-13/superman-ya-era-minoria.html?event_log=oklogin

Marvel Fandom. (s.f). Multiverse. Disponible en https://marvel.fandom.com/wiki/Multiverse.

Mirzoeff, N. (2003). Una introducción a la cultura visual. Editorial Paidós. Barcelona, España.

Moncayo, M. (2018). Influencia Psicológica de la Película Batman Vs Superman en Fanáticos de Superhéroes entre 30 y 40 años de Guayaquil. Revista: Caribeña de Ciencias Sociales. Disponible en https://www.eumed.net/rev/caribe/2018/12/influencia-psicologica-pelicula.html
//hdl.handle.net/20.500.11763/caribe1812influencia-psicologica-pelicula.

Nogués, N. (2019). Superhéroes en cartelera y el fin del machismo. Disponible en https://www.forbes.com.mx/superheroes-en-cartelera-y-el-fin-del-machismo/. 

Real Academia de la Lengua Española. (2020). Diccionario de la Lengua Española. Disponible en https://dle.rae.es/cultura.

Tembo, W. (2020). Why Superman will not Save The World: Theorizing the Relationship Between Suffering and DC Comics Superman. Journal of Media Studies, 3, 119-137.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *